Cambio de discos de freno en Cooper S JCW R53

 

En este brico explicaré como cambiar los discos de freno delanteros a un Mini Cooper S (R53) versión JCW. Hay que aclarar que la versión de las pinzas de freno del Mini Cooper S JCW (R53) es la misma que la del Mini Cooper S (R56) de serie; lo único que diferencia estas pinzas es el color de la pinza: rojo para el Cooper S R53 JCW y plateado para el Cooper S R56 de serie. El modelo de mis pinzas es el plateado como se puede apreciar en las imágenes. Respecto al despiece, los códigos OEM de referencia que he utilizado en este brico son los siguientes:

 

34116768933 Para los discos de freno (294X22) versión R53 JCW

34116778320 Para las pastillas de freno versión R53 JCW

 

Cuando se cambian los discos de freno es imprescindible cambiar también las pastillas de freno para que los nuevos discos no se deformen. He adquirdo un set de discos de freno y pastillas de la misma marca que la pinza (TRW), totalmente equivalentes a las referencias OEM anteriormente comentadas.

 

El primer paso es calzar y levantar las ruedas delanteras del coche. Aconsejo poner la rueda sacada debajo del coche or seguridad. El segundo paso es quitar el tornillo Torx avellanado que sujeta el disco de freno al buje del cojinete de rueda

El tercer paso es quitar los 2 tornillos que sujetan la pinza de freno al cuerpo de sujeción. Se utilizaran una llave plana del 17 y un cubo del 13 para poderlos aflojar, hay qe tener en cuenta que estos tornillos tienen un compuesto agarrotante para que no se puedan aflojar. Posteriormente hay que separar un poco las pastillas de freno para poder sacar el cable del testigo de freno sin que quede pillado por la rebaba del disco de freno, nos podemos ayudar con un sargento o tirando ligeramente del disco pero antes abriremos el tapón del líquido de frenos, ya que parte del líquido que hay en los bombines retornará al depósito. En cuanto al testigo de freno, tiene una grapa metálica y se saca a presión (hacia afuera). Hay que vigilar que al soltar la pinza de sujeción, no se fuercen los latiguillos de freno, se puede poner un taco de madera para apoyar la pinza, o sujetarla a la torreta mediante algún cable o gancho.

Una vez sacada la pinza de freno, hay que sacar el cuerpo de sujeción de la pinza para poder sacar el disco de freno. Utilizaremos la llave de vaso del 16. Están fuertemente apretados, así que igual necesitaremos una llave larga para tener una buena palanca.

Una vez sacado el disco tenemos que limpiar la zona del buje y del centraje para que el nuevo disco se acople perfectamente y no nos quede desalineado. Se puede observar el grosor del viejo disco (19,42mm), y la diferencia de grosor con el nuevo disco (21,97mm). El grosor mínimo según BMW debe ser de 20.4mm. Como se puede ver en las imágenes con el Palmer, el disco viejo ya está ligeramente por debajo de este límite, con lo que tocaba cambiarlo. Por el contrario, el grosor del disco nuevo es de casi 22mm. Antes de colocar el disco nuevo es importante desengrasar las pistas donde harán la fricción las pastillas de freno, es vital para el correcto desgaste del disco y de las pastillas. En este caso he utilizado un desengrasante Loctite, pero con gasolina o alcohol se pueden limpiar muy bién también.

A continuación ya podemos poner el disco de freno en el buje, y sujetarlo mediente el tornillo Torx avellanado que habiamos sacado previamente, lo apretaremos a 26Nm. Una vez sujetado el disco, ya se puede colocar el cuerpo que sujetará la pinza de freno. Utilizaremos los mismos tornillos que sacamos, y los apretaremos a 100Nm. Habrá que colocar los patines INOX que hay que desechar en cada cambio de pastillas, evidentemente vienen con el kit de pastillas. Hay que vigilar que queden perfectamente colocados (vigilar las lenguetas que no esten dobladas). Una vez colocados los patines en el cuerpo de sujeción ya podemos colocar las pastillas de freno.

Una vez colocadas las pastillas en las guias INOX del cuerpo de la pinza ya podemos colocar la pinza hidráulica, para ello tendermos que acavar de tirar hacia atrás el bombín del freno hasta que quede enrasado al fuelle (hay que tener el tapón del depósito del líquido de freno abierto para que retorne el líquido hacia el depósito); tal como se puede ver en la imágen, nos podemos ayudar de un sargento. Una vez tengamos el bombín atrás, colocaremos la pinza en el cuerpo y posteriormente pondremos el testigo de freno. Si el testigo está gastado hay que cambiarlo por uno nuevo, de lo contrario se iluminará el piloto indicador de pastillas gastadas del cuadro. Cuando apretemos los tornillos que sujetan la pinza de freno al cuerpo, lo haremos a 35Nm. He puesto unas imágenes donde se pueden ver las diferencias de grosores entre las pastillas nuevas y las viejas.

Lo siguiente sería asegurarse que tanto el latiguillo del freno como el cable del testigo de freno pasan lor el sitio correcto y están correctamente sujetados.Es importante este detalle, ya que la torreta tiene movimiento y si el latiguillo estuviera mal colocado, podría seccionarlo en un giro. Revisado todo, ya podemos colocar la rueda y podemos apretar los 4 tornillos de la rueda (aprox. 120Nm). Una vez terminada esta rueda haremos lo mismo con el otro lado del coche, y ya tendriamos la faena terminada en las dos ruedas.